Maracaibo: «La Sala de Ensayo» una experiencia sensorial

El Hotel Intercontinental de Maracaibo busca ser el corazón del ciudad, por ello crea todos los jueves a partir de las 7:00 p.m. en Oporto espacios donde el arte, la música y la gastronomía se unen para el disfrute de visitantes y lugareños. De la visión del chef zuliano Carlos Hernández Coll nace una respuesta a la sociedad, «La Sala de Ensayo» una propuesta que parte de la evolución del exitoso restaurante itinerante Il Cielo Ristorante hecho en los espacios del hotel.

Maracaibo, Zulia, Venezuela, 01 de marzo de 2018 (D58).- «La Sala de Ensayo», comedor, es el proyecto personal de este reconocido cocinero. «Es una propuesta con personalidad, creada para satisfacer el gusto de los comensales y generar experiencias únicas con servicio personalizado. Para todo ello se requiere de un ensayo, una producción, una puesta en escena, tal cual una obra de teatro, un concierto, una actuación, eso es La Sala de Ensayo», comenta Hernández.

Este concepto parte de la idea de un restaurante itinerante con una experiencia única, servicio personalizado y de alto protocolo. Mezcla arte, música, teatro y gastronomía, cada tiempo o platillo es denominado como acto debido a la teatralidad de cada uno, donde se plasman colores y sabores.

Dentro de las premisas de Hernández está, que no hay límite en el producto y su uso, siempre se busca el sabor original, se basa en el producto local, el uso del vegetal como protagonista, inspiración en la rebeldía, técnica sobre la técnica, investigación y desarrollo y buscar emoción, amar, impresionar, reír, llorar.

«La Sala de Ensayo» no tiene un orden lógico como los menús franceses de la nouvelle cuisine, está estructurado en tiempos llamados actos que en esta primera temporada se basan en el tema de la Transgresión.

Trangredir normas, romper paradigmas y cambiar esquemas son partes de las premisas de Hernández para cada jueves. Tres telones negros marcan los espacios de esta obra gastronómica, en el primero un grupo en vivo toca música contemporánea, en el segundo el chef y sus cocineros trabajan en vivo cada platillo y en el tercero la barra de cócteles se muestra con las letras LSE iluminadas.

El amarillo y el negro predominan en el ambiente de la Sala de Ensayo, pailas y sartenes pintadas adornan el espacio, al igual que cafeteras que hacen a la vez de lámparas, son ideas puestas de manifiesto por el diseñador de eventos, Vicente Izarra desde la visión de Hernández.

El ambiente es propicio para generar una experiencia sensorial, donde el gusto, el tacto, el oído y el olfato tienen preponderancia, los actos ponen de manifiesto sabores, aromas y texturas que se unen aremembranzas o apelan a la memoria gustativa de cada comensal.

Cada semana un tema cobrará vida y de seguro sorprenderá. Las reservaciones son para 30 personas, para hacerlo pueden comunicarse 04149619528 y para mayor información pueden entrar a la cuenta en instagram @lasalae_.

Redacción: Daniel Franco
Edición: Villasmil, Henry
Gráficas: José Fonseca

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *