OtrosReportajes Especiales

No violencia escolar: «promover valores desde el hogar»

Con el lema «amor universal, no violencia y paz» cada 30 de enero se conmemora un año más del Día Escolar de la No Violencia y la Paz, principalmente en centros educativos como iniciativa cultural para promover la educación en tolerancia, solidaridad, concordia y el respeto a los Derechos Humanos, siendo ideal para organizar actividades especiales y prestar especial atención a temas que forman parte del día a día en las aulas de clase.

Maracaibo, Zulia, Venezuela, 30 de enero de 2020 (ND58).- Fue desde el año 1993 que empezó a celebrarse el «Día Escolar de la No Violencia y la Paz», reconocido por la UNESCO, fecha elegida a raíz del líder espiritual de la India Mahatma Gandhi, considerado como la principal figura del pacifismo en el mundo, luego que muere, decidieron honrar su memoria y su mensaje con esta iniciativa.

Es una conmemoración educativa

Ruthmary Villasmil (@ruthmaryvillasmil) abogada en el área de familia y mediadora, estableció que este día se conmemora para darle un reconocimiento a la labor de culturización de paz y no violencia «es promover valores para la formación de ciudadanos que reconocen y respetan los derechos humanos».

Destacó que actualmente en este tema debe involucrase a los padres y a la familia en general, ya que su rol dentro del ámbito educacional es protagónico «el éxito en la escuela se dará en la medida que se pueda reforzar los valores de paz y enseñar la resolución de conflicto a través de la comunicación asertiva».

Villasmil, nombró los principales órganos que actualmente velan por el cumplimiento de los derechos humanos y la convivencia escolar, siendo por excelencia los órganos del Sistema de Protección Nacional entre ellos «las defensorías escolares, ubicadas en cada circuito escolar, consejos de Protección de Niños, Niñas y Adolescentes y los distintos Consejos Municipales de Derechos», explicando que estos son de fácil acceso y gratuitos, para abordar las diferentes situaciones que se puedan presentar y luego de orientarlas llevarlas a un ámbito de mediación o conciliación y por lo tanto garantizar los derechos colectivos y difusos.

Recalcó desde su experiencia profesional, que los espacios escolares se ven vulnerados constantemente por los derechos humanos de paz y convivencia, cuando en principio no hay buena convivencia familiar o problemas de disciplina «eso se traslada a la escuela y los muchachos viven esa misma tensión, el clima constante negativo entre los padres, el niño y la escuela».

Por eso es tan importante trabajar en las normas de convivencia escolar «acuerdos de convivencia escolar de paz y comunitarias» esto es lo que permite que los conflictos escolares se regulen con el paso del tiempo.

«Actualmente estoy a cargo de un conflicto y gracias a los procesos que llevo a cabo, he logrado avances significativos y progresivo en beneficio de niños niñas y adolescentes de centros educativos». Concluyó positivamente demostrando que si es posible encontrar una solución a pesar de que existan pensamientos diferentes en cada una de las personas.

Crear salud mental

Sahila Materán, @sahilamateran psicóloga, con 12 años ejerciendo en el área de psicología educativa, comentó que el trabajo del psicólogo en la escuela es fundamental «aquí nos dedicamos a estudiar, intervenir y diagnosticar el comportamiento humano en todo el aspecto educativo».

Aseguró que es la manera de buscar la detección de las necesidades del niño en cuanto a los procesos cognoscitivos que pueden estar interfiriendo o afectando dificultades de aprendizaje o algún trastorno psicológico.

La perspectiva de Materán como psicólogo, es tener el manejo y tratamiento que se le debe dar a los niños, involucrado principalmente a la familia, que es la principal en adiestrar y atender para así poder conocer más detalladamente los problemas que se pueden estar presentando.

«Se le dan recomendaciones pertinentes a la maestra, tomando en cuenta que lo que se trabaja en la escuela también debe trabajarse en el hogar, se trata de hacer un equilibrio entre el centro educativo con los padres y la casa, entrenando tanto a los papas como a los maestros».

Es muy importante la figura del psicólogo dentro de una institución porque es la manera de que se pueden detectar los problemas a tiempo «me refiero a cosas con algunos trastornos y patologías, que no solo intervienen en el rendimiento académico, sino también en la funcionalidad de niño en su desenvolvimiento».

Indicó además que los problemas no siempre son académicos, también son conductuales «se trabajan las conductas, el pensamiento las emociones para lograr el objetivo principal que es la salud mental, y la felicidad que el niño debería tener» es esto una manera de minimizar los conflictos que pueden presentarse educacionalmente.

Yanitza Hernández, @yanitzaher_23, abogada especialista en derecho del niño y del adolescente, específicamente en el área de mediación familiar y escolar, catalogó este día de interés desde Mahatma Ghandy «un líder pacifista hindú, que promovió la paz es momento de ser pacíficos ante la injusticia».

La cultura de la no violencia implica la aceptación de las personas entre sí, más allá de sus diferencias, pensamientos y procedencia «la promoción del respeto de los derechos humanos, la solución pacífica de los conflictos y la convivencia armónica en el mundo, se debe promover como importante valor a reforzar en el ámbito escolar a cualquier nivel de educación».

Explicó que actualmente su carrera le ha permitido conocer los diferentes lineamientos que para los docentes realiza el Ministerio del poder popular para la Educación e igualmente el Consejo Municipal de derechos de niños, niñas y adolescentes.

Hernández, aseguró que actualmente existen defensorías que realizan charlas a nivel escolar, que suelen ser motivacionales y capacitadoras «las charlas pueden ser solicitadas al Consejo Municipal de Derechos de Niños Niñas y Adolescentes del Municipio Maracaibo, ubicado en la vereda del lago, frente a la estación del tranvía».

Desde su experiencia profesional, constató que recientemente ha vivenciado muchos casos de violencia escolar, «son casos que se refieren a bullyng, aludiendo al trato violento, burla y señalamiento en el que incurre un niño, niña o adolescente en relación con otro u otros».

De esta manera, concurrió que esto perturba la paz y buena convivencia escolar «caso respecto al cual cabe aclarar, que el sujeto victimario en general, sencillamente refleja una situación de acoso o violencia que vive en el ámbito familiar o social» comprendiendo que es en el ámbito escolar dónde se proyectan acciones que influyen en el individuo.

«Sencillamente es un mecanismo de defensa, de escape y desahogo, evitándose una violencia mayor, escondida tras una agresión».

Llamado de atención

Se trata de llevar a cabo un conglomerado de concientización en maestros, alumnos, personal administrativo, obreros y padres, para que se cumpla con el rol de seguimiento en la educación, la cordura y el saber escuchar: «Dios no nos dio dos bocas, nos dio dos oídos, expresar lo que molesta y disgusta siempre desde el respeto», es decir, poder reclamar sin ser violento.

Para encontrar un objetivo «la asertividad es lo que está justo en el medio de no ser pasivos pero tampoco ser violentos». De esta manera se defienden los derechos, buscando que efectivamente sea reconocido el derecho del uno con el otro.

En cuanto a la colectividad, se defendió y consagró el derecho que cada niño tiene en cualquier ámbito de su vida, especialmente en espacios escolares «bajo cualquier circunstancia han de privilegiarse los derechos de los niños, promover en ellos una cultura de respeto basada en la crianza armónica y respetuosa, garantizando sus derechos y exigiendo sus deberes».

Promover valores, así concordaron los especialistas en el tema «una labor que transforma vidas e incentiva, es importante mostrar a la sociedad la importancia que tiene un maestro dentro de la vida del estudiante, que la sociedad entera se dé cuenta lo valioso que es».

Sin embargo, la educación es un todo, está dentro de las aulas de clases, pero depende de la familia, integralmente alcanzar los objetivos.

Redacción: Montiel, Jeycel (@medicenjey_)
Edición: Villasmil, Henry
Gráficas: Ruthmary Villasmil (@ruthmaryvillasmil) Materán, Sahila (@sahilamateran) Hernández, Yanitza (@yanitzaher_23)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *