La falta de combustible genera consecuencias para la producción y la atención médica en el país

Productores agrícolas no tienen acceso al combustible ante los cual se les imposibilita realizar el traslado de la producción. Las ambulancias del país, no tienen posibilidad de cargar gasolina, dificultando el traslado de pacientes.

Caracas, DC, Venezuela, 22 de septiembre de 2020 (ND58).- Este martes durante la sesión ordinaria de la Asamblea Nacional, el diputado por el estado Barinas, César Cadenas, expuso como la falta de combustible afecta de manera negativa la producción alimentaria y la atención médica en Venezuela.

Durante su intervención en el debate sobre la escasez de gasolina, el parlamentario denunció que en medio de la pandemia de la COVID-19, los «pacientes mueren a la espera de traslado a centros asistenciales», debido a que no existen posibilidades para surtir de combustible ni las propias ambulancias ni los vehículos particulares.

En referencia a los efectos negativos generados en la producción agrícola de Venezuela, Cadenas manifestó que «los productores de campo pierden sus cosechas porque no tienen como movilizar sus unidades de producción y mucho menos sacar sus productos para abastecer el mercado», con lo cual la familia venezolana tiene menos oportunidades de comprar alimentos.

«Venezuela se encuentra paralizada actualmente por falta de combustible», sentenció el parlamentario, que culpó al gobierno venezolano encabezado por Nicolás Maduro, de llevar al país a Venezuela, un país petrolero, a esta situación.

Además criticó que el país, que fue referencia mundial por sus refinerías en el planeta, hoy tenga que importar combustible que paga el ciudadano en divisas.

Por otra parte, se refirió a las extensas filas de automóviles en las estaciones de servicio, asegurando que en todo el país, los conductores pasan entre 8 y 15 días esperando para surtir sus automóviles.

Especificó que en la colas «lo que se aprecia es la corrupción, la matraca y el tráfico de influencia por parte de las autoridades, que ahora son quienes controlan las estaciones de servicio»

Añadió que los ciudadanos son humillados y atropellados por «los uniformados», que a su juicio deberían estar en el lugar para resguardar el orden público y no para maltratar al ciudadano.

Respecto a la situación del estado Barinas, entidad que representa, aseguró que los alcaldes de los diferentes municipios y su gobernador mantienen el control del surtido de combustible, «para su propio beneficio», sin especificar de qué manera se estarían aprovechando del combustible.

Por último llamó a la conformación de un «gobierno de emergencia nacional», para solventar los problemas de los venezolanos.

Redacción: Morales, Joel (@joeldmc32)
Edición: Villasmil, Henry
Gráfica: Cortesía

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *